fbpx
LG considera salir del negocio de teléfonos

LG considera salir del negocio de teléfonos inteligentes

La compañía dijo que necesita tomar una decisión en frío sobre su única división que pierde dinero.

Reportes acerca de la posibilidad de que LG estaría tratando de salirse del negocio de los smartphone comenzaron la semana pasada. Inicialmente, la prensa coreana informó de un memorando interno. Recién hoy, LG confirmó la situación.

LG considera salir del negocio de teléfonos inteligentes, según una comunicación interna filtrada a la prensa la semana pasada. En la misma la directiva afirmó la necesidad de hacer cambios importantes en la respectiva división. Incluso, con el posible abandono del negocio de los teléfonos inteligentes.

La semana pasada, el medio de comunicación coreano TheElec informó sobre este memorando en un artículo ya eliminado. El contenido fue eliminado porque LG desmintió categóricamente el informe, calificándolo de “completamente falso y sin fundamento“. Pero esta semana, LG confirmó básicamente la misma información publicada por el Korea Herald, con comentarios de LG. The Verge también recibió el visto bueno de LG sobre el informe.

LG Electronics está explorando una variedad de opciones a la luz de los vientos en contra que enfrenta nuestro negocio móvil“, dijo un portavoz a Axios.

LG considera salir del negocio de teléfonos por su terrible desempeño

El negocio de smartphones de LG lleva tiempo sufriendo. Como señala el informe, la división de teléfonos inteligentes de este fabricante perdió unos 5 billones de wons (4.500 millones de dólares) en los últimos cinco años. El balance oficial de los beneficios de la división es de 22 trimestres consecutivos de pérdidas.

LG en el MWC de 2014

De hecho, hoy en día, LG no aparece ni siquiera en las tablas de “cuota de mercado mundial de smartphones”, sólo figura en la categoría “otros”. En Estados Unidos, la firma Counterpoint sitúa a LG con un 13% del mercado, debido sobre todo a las ventas prepago.

Intentos por resaltar en vano

Si bien, la empresa no estaba al mismo nivel que su rival coreana Samsung, no dejaba de lanzar conceptos extraños que se quedaban en el olvido uno o dos años más tarde. Por ejemplo, el LG G5 con sus accesorios modulares, como la empuñadura de la cámara con clip; el LG G Flex, con su inexplicable curvatura. Y la obsesión por varios diseños de “doble pantalla”, como la pantalla de notificaciones del LG V10, la segunda pantalla con clip del LG V50 y el diseño en forma de “T” del LG Wing. Se puede ver que la compañía intentó hacer algo diferente para destacar, pero ninguna de estas ideas tuvo éxito, o al menos no fueron un acierto para los consumidores.

A fin de cuentas, la compañía aseguró la necesidad de tomar una decisión en frío sobre su única división que pierde dinero.

Más artículos
Una extensión de Dropbox hace a Gmail más productivo